‘Biografía secreta de una asesina’, la última novela de Carmen Resino

La dramaturga madrileña lamenta que no se fomente la lectura del teatro desde las escuelas

Su obra narrativa sigue formándose con Biografía secreta de una asesina, su última novela. ¿Cómo surgió su trama?
Estaba yo en reposo porque me había roto la pelvis y estaba leyendo un libro de acontecimientos históricos, cuando me topé con un comentario sobre el crimen de HenrietteCaillaux. Quedé totalmente intrigada y enganchada y desde ese mismo momento me puse a investigar. La pelvis ya no me dolía ni me importaba nada más que HenrietteCaillaux. Tengo que agradecerle mi mejoría. Creo que gracias a ella curé más rápido.

¿Qué les diría a los lectores de este blog para despertar su interés por el devenir de madame Caillaux, protagonista de la novela?
A los lectores les diría que no van a poder dejar la novela porque el asunto es en verdad insólito y apasionante. Creo sinceramente que es una historia bastante redonda.

Teniendo en cuenta la situación que atraviesan las editoriales, ¿le costó convencer a Ediciones Tagus o es más fácil cuando ya se tiene un nombre en el mundo de las letras?
Respecto a  dificultades con Ediciones Tagus, ninguna. No tuve que  convencerles. Ellos me llamaron.

Volviendo a tener en cuenta la situación del mercado literario, ¿qué consideraría usted un éxito para Biografía secreta de una asesina?
Teniendo en cuenta como está de difícil el mercado de los libros pues se edita mucho y creo que no se lee lo bastante, el éxito para mí sería que Biografía secreta de una asesina llegara a un amplio número de lectores y por supuesto, que terminara traduciéndose. Y también que se editara en papel. Lo digital es un verdadero hallazgo y sin duda el futuro, pero a mi me gusta también que el libro se toque y se pasen físicamente las páginas. En fin, posiblemente esté anticuada pero creo que lo perfecto es que un libro se edite en ambas versiones.

¿Ha tenido ya la oportunidad de conocer la opinión de los lectores? ¿Qué es lo más bonito que le han dicho de esta obra?
La verdad que muchas opiniones escritas,  no he tenido, lo cual lamento porque las orales han sido muy buenas. Lo que más me ha gustado que dijeran  es que es una novela  escrita en un estilo irónico y desenfadado muy ágil y original, que les ha enganchado desde el principio hasta el punto de quedarse hasta las tantas hasta que la han terminado, (me lo ha dicho más de uno), que la personalidad de Justine Boucher, la auténtica protagonista de la novela, es todo un logro psicológico,  que los personajes están muy bien dibujados, son muy creíbles y tienen mucha fuerza y que es muy interesante  el contraste entre las dos protagonistas: Henriette y Justine.

Portada novela histórica con Ediciones Tagus

Portada novela histórica con Ediciones Tagus

Los lectores habrán alabado la portada, que nos recuerda a algunas novelas negras de mediados de siglo pasado. ¿Participó en el proceso creativo? ¿Está contenta con el resultado?
Me gusta muchísimo y ha sido muy alabada, es un logro exclusivo de Tagus. Yo no he tenido nada que ver.

No queremos pasar la oportunidad de preguntarle por su carrera como dramaturga. ¿Cuál es la mayor satisfacción que ha alcanzado escribiendo teatro?
Os agradezco que me preguntéis por esta faceta mía, porque como dramaturga tengo una amplia trayectoria. ¿Satisfacciones? Muchas pero también disgustos. Con el  teatro te involucras mucho: tienes que estar en contacto no sólo con editores sino con el mundo del espectáculo, con lo complejo que es, con actores, actrices, directores, empresarios…y a veces todo un proyecto que creías madurado, puede fallar de la noche a la mañana. A veces sale lo que no te imaginas y se viene abajo lo que parecía un hecho. ¡Y los estrenos! Se pasa fatal. Te gustaría desaparecer. En fin, el teatro es como una montaña rusa. Hoy día una de mis mayores satisfacciones es saber que prácticamente casi toda mi obra dramática está publicada, y tengo más de cuarenta títulos y que muchas universidades de España, europeas y norteamericanas, la estudian.

Aunque se dice que la poesía es la gran maltratada por los lectores, el teatro tampoco corre mejor suerte. ¿A qué cree que se debe?
Efectivamente, el teatro, exceptuando los profesionales, apenas se lee. Esto hace que los autores dramáticos seamos desconocidos o como si perteneciéramos a una élite rara dentro del mundo de lo literario y no debiera  ser así. Ya sabemos que el teatro tiene unas especiales técnicas de construcción mas complejas  y específicas propias del género, pero  la historia de la literatura está llena de dramaturgos inmortales. Es una lástima, por tanto, que no se fomente la lectura teatral en los colegios y en los institutos. Sería un estupendo ejercicio y además a los jóvenes les gustaría. Sería estupendo que los autores dramáticos despertaran  en la Feria del Libro  el mismo interés que un novelista. Pero eso parece casi imposible o va muy para largo.

Tampoco atrae, quizás por su coste, el teatro representado. A raíz de esto han surgido microteatros o teatros en los que pagas por las escenas que veas. ¿Conoce este tipo de planteamientos? ¿Cree que son la solución?
La verdad es que los teatros alternativos han proliferado y tienen su público generalmente joven. Me alegro de que sea así y por ahí se ha abierto una tercera vía que ha dinamizado el mundo teatral y ha abierto nuevos campos. De todas formas no creo del todo en la crisis del teatro. Siempre se está hablando de ella pero el teatro está ahí, el teatro sigue, siempre hay y habrá alguien dispuesto alevantar un telón y en estos momentos tenemos en Madrid una buena cartelera. Es cierto  que el teatro es caro, más ahora con la subida del IVA, pero no más que otros espectáculos.

Carmen Resino, de su web

Carmen Resino, de su web

Después de muchos años escribiendo obras de teatro en 2009 se lanzó a la novela. ¿Recuerda qué le llevó a ese cambio? ¿Tuvo algún tipo de miedo?
Bueno,  la verdad es que hubo un momento en torno al 2000 en el que me sentí un poco cansada del teatro. Le había dedicado tantos años y esfuerzos que me sentía un poco agotada. Fue entonces cuando empecé a pensar que “me pasaba” a la novela, pero yo ya había hecho narrativa y la prueba es que antes de que Roca me publicara en el 2009 La Bóveda Celeste, ya había publicado Amazonía, en el 2001 y Ya no hay sitioque fue Premio Café Gijón de Gijón, en el 85. Antes hubo otras: hace muchos años quedé finalista en el Nadal con Flora y Fauna, y Retablo de Manolito Anaya fue Premio Mención de Honor del Felipe Trigo, allá por los 80, y he quedado finalista en un montón de premios, de manera que no soy tan nueva en este campo. En cuanto a  si tuve miedo, ¡ninguno! ¿Por qué? Es cierto que pensé que me resultaría más fácil de lo que me está resultando, pues en  teatro no tengo problemas para publicar; es más, me piden obras, mientras que en  novela me siento como si fuera una principiante cuando tengo una labor extensa y afortunadamente, bastante consolidada. No fue así, insisto, con Tagus. A Adelaida Herrera le llegó Biografía secreta de una asesina, le gustó y se puso en contacto conmigo. Con Adelaida  todo ha sido muy fácil y gratificante.

Estamos acabando y queremos hablar de futuro. ¿Tiene en mente ya su nuevo proyecto literario?
Es raro el autor que no tenga alguno. Pero sí; tengo. En este momento estoy metida de lleno en una novela que aunque está bastante avanzada no sé cuando acabaré, estoy a la espera de una nueva publicación de teatro, de una exposición de pintura para el mes de Abril y el estreno de mi última obra en otoño.

Solemos pedir a todos los entrevistados que nos recomienden una obra que le haya marcado. En su caso le pedimos que nos recuerde un imprescindible del teatro, un género maltratado por el lector español.
¡Muchas! Desde niña leía muchísimo y una de las primeras obras que recuerdo con enorme cariño fue Platero y yo y los poemas de Tagore y de Neruda. Respecto a algún imprescindible del teatro, muchos: además de los clásicos que son un poco obligados, ahí están por ejemplo Dürrenmatt, Ibsen, Chejov, Ionesco, Jean Paul Sarte, o´Neill… ¡un montón! Posiblemente, seguro, me deje en el tintero muchos que me gustan y que ahora, no sé por qué, no me vienen a la cabeza, pero creo que con estos citados hay una buena muestra.

Anuncios

Publicado el febrero 22, 2013 en Entrevistas, escritores, España, Europa, Inicio, Madrid y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: