Regina Roman: “Me derrito cada vez que a alguien se le ocurre compararme con Sophia Kinsella”

Gilda el fantasma, uno de sus personajes más queridos, regresa en Loca de amor. Una novela repleta de humor, amor, sensualidad, misterio, asesinatos y mucha acción

Las novelas de Regina Roman

Las novelas de Regina Roman

  • En sus novelas “chick-lit” habla de cosas delicadas de forma desenfadada y potencia la comedia con moraleja.
  • Están buscando financiación para poder rodar íntegra, una primera temporada de 15 capítulos sobre “40ñeras la serie”.
  • Los títulos tienen que ser ocurrentes, chocantes y si no es mucho pedir, divertidos.
  • El 90% de sus historias son pura ficción.
  • La mayoría de sus protagonistas son mujeres porque incide mucho en el aspecto psicológico y es la psicología femenina la que mejor conoce.
Sigue a la autora en su Web y Facebook

Por: Alberto Berenguer     Twitter: @tukoberenguer

Regina Roman, escritora

Regina Roman, escritora. De Stefan Randholm

En la actualidad, tiene diez novelas publicadas y otras en distintas fases de corrección. ¿Qué deben esperar quienes lean sus historias?
Muchas sorpresas. Porque intento que cada una sea diferente a la anterior, porque tienen poco en común, porque yo misma, para no aburrirme, necesito innovar y reinventarme en cada proyecto. Hay historias llenas de ternura y sensibilidad como El pequeño de la casa donde un perrito cuenta (desde su particular punto de vista) su propia historia, y otras que sorprenden por la cruda maldad de su manipuladora protagonista, como en Muerta de envidia. Eso sí, el humor es un ingrediente común a todas ellas.

¿Dónde las podemos adquirir?
Las últimas novelas (la bilogía QuiérOme mucho + Quiéreme si te atreves y Santa Valentina tiene un plan), ahora que estoy trabajando con Versátil Editorial, que tiene una distribución fabulosa, no es difícil encontrarlas o encargarlas en cualquier librería. Las anteriores, pueden adquirirse en versión papel (dedicadas) o digital, en la librería on-line oficial: www.reginaroman.com

Y, ¿requiere de forma habitual el trabajo de lectores beta?
Siempre me gusta que gente lectora en la que confío me den su opinión sincera antes de entregar el manuscrito a mi editorial, pero a la postre son ellos los que hacen el repaso definitivo, y te indican que trabajes un poco más esto o aquello. Soy muy humilde en ese aspecto, estoy abierta a cambios, mejoras y todo tipo de crítica constructiva que haga mejorar la obra. Una vez que está impresa ya no hay marcha atrás y no solo eso. Una vez publicadas, jamás se me ocurre releerlas (o querría escribirlas de nuevo, jajaja)

Sus primeras obras llamaron la atención de un conocido agente literario. ¿Qué recuerda de sus inicios como escritora?
Tendré que ceñirme a “escritora profesional” o “escritora con entusiasmo e intención de publicar” porque escribir, he escrito desde los 7 años, toda mi vida. Eres virgen e inocente en muchas cosas, no tienes ni idea de cómo funciona esta industria y básicamente eres carne de cañón. Mi agente se portó maravillosamente conmigo y me cuidó y me protegió, pero no así otros elementos de la cadena, que me robaron todo cuanto tenía. Si volviera a empezar sabiendo lo que ya sé… Pero por encima de todas las experiencias amargas destacaría la ilusión que lo tiñe todo de rosa vivo, la emoción cada vez que recibes una carta aceptando tu trabajo, el maravilloso sabor de boca que deja cada pasito adelante. Hay que vivirlo para entenderlo.

Para que los lectores tengan alguna referencia de su forma de pensar, ¿qué tipos de autores le han influido?
La verdad es que soy muy atípica, una mezcla entre Agatha Christie, Sophie Kinsella y Sylvia Day, así que no te digo nada, lo que puede salir de semejante cóctel. Son algunas de mis autoras de referencia, pero no las únicas. Disfruto frenéticamente de todo aquello que consiga intrigarme y despertar mi curiosidad. Creo que como lectora soy bastante complaciente, me gusta casi todo, siempre que sea ágil y con ritmo.

¿Cuáles son, en su opinión, los rasgos más destacables de su estilo literario?
Son libros fáciles de leer, no solo por su lenguaje cotidiano teñido de humor y deliberadamente claro; también por la acción y lo cinematográfico de sus escenas. Cualquiera de ellos sería, sin mucha dificultad, una película. Los lectores me aseguran que “ven” lo que van leyendo. Y eso me encanta porque así es como yo las escribo, visualizándolas primero.

40ñeras, la serie online malagueña

40ñeras, la serie online malagueña. Capítulo piloto.

Ha participado en la serie Arrayán, de Canal Sur, fue colaboradora del programa ‘Tiene Arreglo’, del mismo canal autonómico y forma parte del elenco protagonista de la serie para TV ‘40ñeras’ basada en su segunda novela. ¿Cómo surgió esa adaptación a la gran pantalla? ¿Qué cambios encontraremos con respecto a la novela?
Mi colaboración con Canal Sur es ya antigua, empecé con el asesoramiento jurídico en el programa de Irma Soriano, por las tardes, de ahí al magazine de mañana “Mira la vida” con Rafael Cremades, luego “Tiene Arreglo” con Toñi Romero… “Arrayán” sacó a relucir mi faceta de actriz, estuve casi tres años participando esporádicamente con el papel de Cristina, una abogada muy maja que lo mismo servía “pa un roto que pa un descosido”. Pero Canal Sur no tiene, de momento, nada que ver con “40ñeras la serie”. El capítulo piloto, único que se ha rodado hasta el momento, lo rodó una productora independiente, y ahora estamos precisamente, buscando financiación para poder rodar íntegra, una primera temporada de 15 capítulos.
Es una historia fresca, original, un “Sexo en Nueva York” castizo, que no  dejará indiferente y que no dudamos será muy bienvenida en las pantallas españolas. Pero el canal que la emita… todavía está por ver.
¡Animaos! ¡Se aceptan ofertas!

 

Es fiel a su estilo y recurre al género literario de la psico-comedia, con el cuál se siente cómoda y así lo expresa a través de su pluma. ¿Qué ha encontrado en ese género?
Bueno, tengo que aclarar que entre mi agente y yo bautizamos lo que salía de mi mente como “psico-comedia” porque no encontrábamos un modo mejor de definir aquella mezcla entre humor cotidiano y psicología femenina. Pero años más tarde, cuando tuve que documentarme para dar una charla acerca del “chick-lit” el subgénero de la romántica que inspira la mayoría de las películas catalogadas como “comedias-románticas” y que es, sin duda el de mayor éxito en los países anglosajones, caí en la cuenta de que eran exactamente lo mismo, hablar de cosas delicadas de forma desenfadada, convertir en comedia con moraleja, algo que con otro estilo sería un dramón de los de encoger el estómago. Te aseguro que se aprende igual y la experiencia es mucho más amable.

Portada del libro. Destaca por la diversión que ofrece al lector.

Portada del libro. Destaca por la diversión que ofrece al lector.

Resulta llamativo que suela salpimentar sus novelas con toque paranormal como en Un féretro en el tocador de señoras. ¿A qué es debido? ¿Aportan sus ‘fantasmas’ el toque de humor necesario para la historia?
Empecé siendo escritora de fantasía, tengo una saga completa aún por editar… Lo paranormal me fascina. Y sí, hay fantasmas en muchas de mis novelas. Gilda, el fantasma de Un féretro en el tocador de señoras vuelve ahora con otra protagonista y otra historia, a dar mucha más guerra aún. Abolafio Periáñez, el “diablillo difunto” de Gato por liebre ha sido otro de los personajes más queridos. Y no descarto que sigan brotando aquí, allá… Fantasmales como solo ellos saben.

Otro aspecto destacable es la originalidad del título y la combinación con la portada como es el ejemplo de Muerta de envidia. ¿Cómo llega a ellos?
Me hace gracia comprobar lo diferentes que somos unos escritores de otros. Lo de los títulos nos separa en dos categorías: aquellos a los que los títulos se resisten y los que inventamos títulos como churros y de ahí, surgen las novelas. Los títulos tienen que ser ocurrentes, chocantes y si no es mucho pedir, divertidos. Una anticipación de lo que te regalarán las páginas en principio escondidas. Algo parecido ocurre con las portadas, necesito que tengan mucho color, que sean alegres y burbujeantes, como las historias, de otro modo no me siento identificada con ellas.

Portada de la novela. Edita Ediciones B México (Novela Vergara)

Portada de la novela. Edita Ediciones B México (Novela Vergara)

Vivimos en una sociedad que dictamina que las chicas tienen que leer libros sobre chicas que buscan el hombre perfecto y los chicos tenemos que leer libros donde el protagonista lleve una pistola. ¿Por qué elige protagonistas femeninas en sus novelas?
Creo que esos parámetros ya están muy superados. Tenemos muchísimos lectores en romántica, en todos los subgéneros, yo los tengo. Y soy una chica y me vuelve loca la novela negra y el thriller. De todos modos, de momento y con alguna excepción como Gato por liebre donde el testigo narrador es un hombre, la mayoría de mis protagonistas son mujeres porque incido mucho en el aspecto psicológico y es la psicología femenina la que mejor conozco, los entresijos de la mente masculina aún son, en algunos temas, un agujero negro en el espacio para mí. Prefiero moverme allí donde me siento más cómoda, sin descartar protagonistas masculinos en un futuro. De hecho, dos de mis últimos proyectos, no tienen un protagonista claro en la pareja, lo son tanto él como ella.

Y hablando de los personajes, para muchos la parte más creativa y complicada, ¿se basa en la realidad de mujeres en proceso de separación que hayan requerido de su experiencia profesional?
No, jamás. No sé si esteremos movidos por el secreto profesional pero cuando atendemos un asunto, al menos en mi caso, tema archivado, tema olvidado. No tienes más que observar el mundo anónimo alrededor o beber de tus propias experiencias, para poder escribir. El resto lo pone, debe ponerlo, la imaginación, que para algo somos creativos. El 90% de mis historias son pura ficción, aunque dejemos caer trocitos de verdad aquí y allá, son meros aliños, nunca la historia completa. Aunque hay gente que vive convencida de que tengo un fantasma en casa que se llama Gilda y me aconseja sobre cómo vestirme… jajajaja

Su amor por los animales

Su amor por los animales

A través de los ojos de Murphy, un adorable cachorrito a la venta en una tienda de mascotas, conoceremos la vida de su familia después de comprarlo. Por ello, en su novela El pequeño de la casa muestra su amor por los animales. Pero, ¿qué opina sobre la propuesta de la ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente de regular la exhibición y exposición al público con fines comerciales de perros y gatos? ¿Piensa que de esta manera se reducirá el abandono de estos animales como proponen desde el ministerio?
Uff, hay tanto que hablar al respecto que necesitaríamos horas y folios. Lucho contra el maltrato animal todo cuanto puedo. No soporto ver sufrir ni a una hormiga. Respeto a los taurinos pero jamás me verás asistir a una corrida de toros. Las condiciones de la mayoría de los criaderos son aberrantes. Y sí, si la gente se decidiera a “adoptar” un amigo en lugar de “exhibir” un perro de esta u otra raza, es evidente que habría menos desgracia en ese mundo. Pero lo sorprendente es que a la hora de abandonarlos, los dueños no se planteen si es mestizo o de raza, lo dejan atrás igual. Eso me rompe el corazón.

¿Tuvo la necesidad moral de publicar El pequeño de la casa para realizar una crítica al gran problema del abandono animal en nuestro país?
En realidad, pese a lo que pueda parecer, El pequeño de la casa lo escribí movida por mi inmenso amor a los animales y para criticar de forma constructiva, algo que a muchos se nos pasa por alto si estamos inmersos en el infierno de un divorcio: los niños. Los niños sufren. Murphy, el perrito, es un pequeño Pinocho perruno, que cuando interacciona con otros perros sabe que lo es, pero cuando interacciona con su familia humana se convence de que es un niño. Y de esa fantasía me valí para ahondar en temas como el complejo de príncipe destronado, cuando llega a casa un hermanito pequeño que te roba la atención de tus papás, o el cómo afecta la separación a los peques. No me cansaré de decir que puede que rompamos como pareja pero ello no nos exime de ser padres a tiempo completo. No lo olvidemos.

Es una escritora que ha conocido la autoedición y posteriormente el respaldo de una editorial como Versátil.  ¿Cómo está siendo la colaboración con uno de los sellos de literatura romántica más relevantes de nuestro país?
Estoy encantada. No solo por la importancia del sello, sino por la calidad humana de las personas que lo componen. Son maravillosas, no puedo expresarlo de otro modo. Tanto con las editoras como con el resto de las compañeras, actuamos a modo de apretada familia. Me siento muy a gusto.

Las novelas publicadas con Versátil Ediciones

Las novelas publicadas con Versátil Ediciones

Teniendo en cuenta su experiencia, ¿le parece justo que se acerquen a los escritores cuando ya saben que tienen éxito?
¿Te refieres a las editoriales? No es cuestión de justicia, es pura lógica empresarial. No me cuesta entenderlo, he sido empresaria. La gente en España lee poco, el mundo del libro genera pocos dividendos, se lucha muchísimo… Creo que las épocas del apostar a ciegas por un autor, salvo honrosas excepciones, quedaron muy atrás. Si yo fuese editorial haría lo mismo, siempre que la novela en cuestión reúna las exigencias de calidad que marque mi sello. Es un testeo, la autopublicación supone esfuerzo pero es una forma de darse a conocer, maravillosa y gratificante. Y de llamar la atención de las editoriales y pasar a otra etapa, si procede. Hay muchos autores encantados con su autoedición que no piensan aventurarse en otras naves, y compañeros que tras haberse autoeditado han probado suerte con editoriales y el resultado ha sido muy decepcionante.

Se incorporó a la Asociación de Autoras Románticas de España en noviembre de 2011. ¿Qué le ha aportado a nivel profesional?
Bueno, desafortunadamente la Asociación se disolvió casi sin darnos tiempo a disfrutar de sus mieles, pero ahí seguimos, tenemos muchos encuentros a lo largo del año donde coincidimos, nos ponemos al día, compartimos inquietudes y dudas… Es importante que los profesionales de cualquier ramo se vean, al menos una vez al año, ¿no existen los Congresos de médicos o de abogados? Pues nosotros tenemos los nuestros y en ellos participan otros elementos importantes de la industria del libro, desde editores y libreros, a lectores y blogueros. Todos son importantes.
Aprovecho para invitar a todos los lectores al próximo congreso que se celebrará en Málaga capital los días 14 y 15 de noviembre: JAR (Jornadas Andalusí Romántica).
Más información en www.mejorconunlibro.com

Uno de los placeres del escritor es que los lectores disfruten de sus historias, en definitiva que se enganchen. Suponemos que recordará alguna opinión que le marcase por su crudeza o elogio. ¿Podría compartirlas con el resto de lectores?
Madre mía, tengo tantas cartas, mails y mensajes que no podría mencionar ni siquiera una cuarta parte. La cantidad de vidas que han cambiado para mejor Gato por liebre (sobre el maltrato psicológico) o la bilogía QuiérOme mucho + Quiéreme si te atreves (Sobre la autoestima y el no saber decir “no”) son ya suficiente aliciente para seguir escribiendo de por vida. La que recuerdo con más asombro es la carta de un lector absolutamente fascinado por Un féretro en el tocador de señoras que lo describía como el libro más divertido que había leído jamás y me comparaba con un montón de nombres rimbombantes de esos que te ponen colorada. Me sorprendió lo encendido de su reseña y que fuera un hombre, fíjate. Luego, debo confesar que me derrito cada vez que a alguien se le ocurre compararme con Sophia Kinsella, jajajaja. Es mi debilidad.

Ha publicado un importante número de libros en un corto plazo de tiempo, por lo que en su mente ya bullirá una nueva historia que no quiere esperar. Para aquellos lectores impacientes, ¿qué les diría sobre su próximo trabajo para cerrar la entrevista?
En pocas palabras, que no se la pueden perder. En Loca de amor vuelve Gilda el fantasma, uno de mis personajes más queridos, con una protagonista, Mirella, absolutamente desquiciada y divertida. Una abogada neurótica que tras recibir el shock de su vida, decide colgar la toga e irse de guía turística a los castillos del Loira, haciéndose cargo de un microbús en el que viajan los personajes más estrambóticos que imaginarte puedas. En Loca de amor hay humor a raudales, amor, sensualidad, misterio, algún que otro asesinato y mucha, mucha acción. Personalmente, es uno de mis favoritos.

Anuncios

Publicado el julio 18, 2014 en Entrevistas, escritores, España, Europa, Inicio, Málaga. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: