Archivo de la categoría: Marisa Avogadro

Reseña: “Hojas de mi noche larga”, de Damia Mendoza Zambrano

Llega a nuestro blog la poesía de una gran autora ecuatoriana

Por: Marisa Avogadro Thomé. Periodista – Escritora

Portada del poemario

Portada del poemario

Mustios/tu amor y mi amor/ esperando/ el milagro de la piel (pág. 4) nos dice Damia Mendoza Zambrano al iniciar su libro. Palabras que irán perfilando su poemario para anticipar algunos de sus por qué, en sus Hojas de mi noche larga.

Este libro de la autora ecuatoriana, publicado por la Editorial Alondras en Canadá, es una versión bilingüe en español y la respectiva traducción al italiano, realizada por la profesional italiana Giulia Spagnezi.

A través de sus poesías, Damia Mendoza Zambrano recrea un amor vivido con pasión, con dolor, ofreciendo la posibilidad de una espera que puede dar inicio a un nuevo comienzo.

Con una narrativa fresca, ahonda en metáforas que demuestran su intenso sentir: Tengo un beso de cielo/para tu ojos/ de agua/ para tus cabellos/ de vuelos/ para tu espalda” (pág. 21).

Recorre desde “Empecé a cantarte”, “En la mañana”, “Verbo”, “Nada”, “La sangre hierve”, entre otros; las instancias de una relación conjugada con sus altibajos, expresada en poesía. Se dan citan el mar, el inicio del día, el remolino de sentimientos que arremetía y ahora la nada, la espera.

Señala la autora: “La sangre hierve/ Y son escasos / Los días de luna/…se descubrieron locos… (pág. 33).

Finalizando el libro con su poesía “Mis raíces” (pág. 73), donde deja clara huella del sentir y del ser de las mujeres de Latinoamérica:

 

Mis raíces

Soy sudamericana.

Trigueña, mestiza

Quemada por el sol de mis ancestros.

Soy campesina, como imaginas

De arcilla, de arena,

De los llanos de la Costa y de los Andes.

Amo con mi alma, con mis manos

Con mis ojos, con ternura

Amo con mis venas.

Y toda mi esencia

Orgullosa de mi tierra

Soy simplemente mujer

Mujer, con geografía ecuatoriana

Y fuerza latinoamericana

—————

Ñuca llactamanta mi kani

Nishpa sumakta cuchiyasrini

Warmilla mi kani

Ecuador mama llaktapak shuyuman

Sinchi Latinoamérica manta.

Anuncios

Reseña: “Comunicación: intelectualidad y pensamiento crítico. Prismas comunicológicos”, de Sergio Ricardo Quiroga

Este prolífico autor argentino reflexiona sobre la globalización, las tecnologías, las políticas culturales o el periodismo

Por: Marisa Avogadro Thomé. Periodista – Escritora

Portada y contraportada del libro del autor argentino

Portada y contraportada del libro del autor argentino

  A través de las letras, se crean y recrean historias, poemas, se recorre la vida, la geografía y todos estos escenarios tienen como elemento en común la sociedad y la manera en que los individuos en ella se relacionan y comunican.

  Por esa inquietud y la relación de la comunicación, conforme a la etimología de la palabra, el “poner en común”, en este caso, el seno social donde las palabras adquieren significado, tuvo lugar esta reseña sobre el libro “Comunicación: intelectualidad y pensamiento crítico. Prismas comunicológicos” de Sergio Ricardo Quiroga; nacido en la ciudad de Villa Mercedes, San Luis, en la República Argentina.

     En este libro publicado en julio de este año, este prolífico autor argentino aborda varios temas como: prismas de comunicación; globalización, hegemonía y tecnologías; redes y periodismo y políticas culturales. Lee el resto de esta entrada

See Tosaasaanil, See Tosaasaanil. Adivinanzas Nahuas de hoy y de siempre

Recoge las once adivinanzas de origen prehispánico más populares dentro de la tradición de algunas  comunidades nahuas

Por: Marisa Avogadro Thomé. Periodista – Escritora

Portada del libro

Portada del libro

El modo de narrar los hechos cotidianos, los cuentos, las poesías, las diferentes manifestaciones artísticas, se ha visto modificado con la implementación de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación.

   Las nuevas narrativas han dejado de lado la linealidad del relato a través del tiempo, la cronología, para abrirse a un universo multidireccional, que se enriquece con ilustraciones, fotos, videos, posibilidades de ser compartido en redes sociales, de leerlos en cualquier punto del planeta, por citar algunas características.

   Y es a través de esta posibilidad, que llegó a la pantalla de mi computadora personal el sitio electrónico:  Acervo Digital de Lenguas Indígenas Víctor Franco Pellotier de México (http://lenguasindigenas.mx) y el libro:  las Adivinanzas Nahuas de hoy y de siempre, versión de José Antonio Flores Farfán e ilustraciones de  Cleofás Ramírez Celestino, desde el sitio electrónico: http://lenguasindigenas.mx/adivinanzas-nahuas.html. El mismo editado por Editorial Corunda y el Centro de Investigaciones en Estudios Superiores de Antropología Social (CIESAS) de México.

   Par aquellos que nos interesan los temas de las raíces, la identidad cultural, el bagaje de conocimiento que viaja  de generación en generación; el ciberespacio da la oportunidad para llegar a ellos.

   Escritas en lengua náhualt, la lengua náhuatl se habla en México y es el idioma con mayor número de hablantes, quiere decir ‘sonido claro o agradable’. En la actualidad hay muchas denominaciones para cada variante pero en general los hablantes llaman a este idioma “mexicano (http://lenguasindigenas.mx/nahuatl-historia.html)

   Son once las adivinanzas que escritas en versión bilingüe: nahua y español, juegan con niños y adultos, quienes pueden encontrar la respuesta no sólo en el final del libro; sino en los dibujos complementarios en un costado de la imagen central y el texto.

   De una riqueza plena de colores, formas, de la mano de un conocedor de estos habitantes de tierras mexicanas; las ilustraciones nos muestran a la comunidad con  su vestimenta característica, el paisaje, el colorido inconfundible de la América Central, enraizado en su gente. Telares, cerámicas, montañas, agua azul-celeste.

   El cerro, tu ombligo, el chile, tu lengua, el camino, el petate,  el caracol, el puerco, la tortilla, el cohete y el viento; las once adivinanzas que allí encontramos; nos llevan de la mano de letras y dibujos para conocer su gente y su modo de vida.

   Esta modalidad literaria es muy empleada por pueblos indígenas de América del Sur y Central para hacer conocer su cultura.

    Acompañan esta propuesta al final del texto las Reglas ortográficas y de pronunciación de Náhuatl Moderno.

    Como refieren en la contratapa del libro: “Adivinanzas Nahuas de hoy y de siempre” en versión bilingüe, recoge las once adivinanzas de origen prehispánico más populares dentro de la tradición de algunas  comunidades nahuas…es un juego que despierta la imaginación mientras niños y adultos pasan un rato agradable y conocen parte de la herencia cultural de los antiguos mexicanos.

     Retomando la idea de las posibilidades que nos brinda Internet en materia literaria y también la importancia de la información como valor agregado e intangible de la economía del conocimiento; proyectos como el aquí mencionado permiten la difusión y el hacer constante en favor de las lenguas nativas de nuestros pueblos, de la multiculturalidad, el respeto por las diferencias y la integración cultural.

Marisa Avogadro Thomé. Periodista – Escritora  argentina

Reseña: “Sueños Dirigidos – Cuento”

Sueños Dirigidos es un libro nuevo de cuentos de autores de diferentes partes de América

Por: Marisa Avogadro Thomé. Periodista – Escritora

La suave brisa mece las plumas en claroscuros que penden de hebras de hilos.  Colgado en alguna ventana de la ciudad de cemento, en primer plano, nos va anticipando el título del libro. Un atrapasueños nos convoca. Desde tierras nativas del Norte de América, llega esta protección que se encargará de dejar pasar sólo los buenos sueños y retener las pesadillas.

Portada del libro

Portada del libro

Así nos abrimos a la lectura de “Sueños Dirigidos. Cuento”, el libro que Editorial Dunken publicó este abril de 2014 como parte de la Convocatoria ROI: Recepción de Obras Inéditas, donde cientos de autores envían sus trabajos, los que luego de ser leídos, seleccionados, integrarán grupos temáticos para ser editados.

En esta colección de casi cien cuentos, reunidos bajo la impronta del material literario referido a los sueños, han participado escritores y escritoras de diferentes provincias de la Argentina: Buenos Aires, Chaco, Chubut, Córdoba, Mendoza, Río Negro,  Salta, San Luis, Santa Fe, Tucumán. De San Pablo, Brasil y de La Coruña y Villamalea de España.

Autores de diferentes geografías, idiomas, culturas y sin embargo, reunidos por una narrativa que se origina y desarrolla en un lugar especial reservado sólo a un instante, donde la realidad aparece para contrastar situaciones, para quebrar cotidianeidades.

En palabras de la compiladora de esta edición, María Florencia Estévez Bejo: “Como su nombre lo indica, Sueños dirigidos, los cuentos que contiene esta compilación son pequeños sueños de diversos autores que invitan a los lectores a comprender y trasmitir el mundo de diferentes formas. De la misma manera, aquí se ofrecen cien modos distintos de relacionarse con la literatura.”

Presentación de "Sueños dirigidos" por la Editorial Dunken en la 40º Feria Internacional del Libro de Buenos Aires. Foto de Vicky Nasisi

Presentación de “Sueños dirigidos” por la Editorial Dunken en la 40º Feria Internacional del Libro de Buenos Aires. Foto de Vicky Nasisi

Encontramos títulos como: La sonrisa, La carta, La fuente, El tren, Fotografía, Sin título; entre otros. Todos los espacios pueden ser escenarios de los sueños. Las crisis, entendidas como situaciones que de forma repentina rompen con la cotidianidad y la cambian, también. Finales que llegan abruptamente. Juegos de tiempos y destiempos. Se conjugan en el texto los imaginarios posibles y los imposibles. Realidad, fantasía, ensoñación…

En un centenar de trabajos, hallaremos historias de diversas perspectivas: “Espera era azul y posible. Simple teoría de sus pies como tableros de ajedrez en jaque y damas chinas, de baldosas o backgammon” (Sin título: pág. 93). “Deambuló vacilante por la prehistoria y atestiguó, con cierta fortaleza las pinturas rupestres con las que conjuraron hombres milenarios los temores de la cacería” ( La palabra: pág. 43).

Mundos, submundos, mundos paralelos. Tiempos, destiempos. Alegrías y agonías. Universos mentales en paralelo.

Siento nuevamente una leve brisa que mece las plumas que están colgando de hebras de hilos. Me parece que se acaba de quedar atrapado un sueño. Y resbala hacia  mis manos: Sueños dirigidos. Cuento.

Guajirita – Cuento indígena colombiano

Guajirita es un libro bilingüe y forma parte del Plan nacional de lectura y escritura de Colombia (PNLE)

Por: Marisa Avogadro Thomé. Escritora – Periodista  @MarisaAvogadro

Portada del libro

Portada del libro

Con los colores mágicos e intensos de nuestra América, en este caso en especial de Colombia; los sones que se escuchan junto al manantial y los verdes de la  vegetación característica, llega Guajirita: Jintulu Wayuu (edición bilingüe Wayuunaiki – Español). Ella es una dulce niña, perteneciente a la etnia indígena Wayuu de Colombia, que nos invita a conocer su tierra, su historia y sus costumbres.

Guajirita pertenece a la Colección Territorios Narrados del Ministerio de Educación Nacional de Colombia, en la cual, se cuentan historias desde los ancestros de los pueblos originarios y sus memorias orales, para poner al alcance de todos los niños de escuela primaria que tienen acceso a los mismos y a todos los interesados en estos temas y las lenguas nativas, sus historias de vida, contadas en las dos lenguas referidas.

El texto ha sido editado Bogotá en abril de 2014 y escrito e ilustrado por Aminta Peláez Wouliyuu, etnoeducadora Wayuu. Pertenece a la Serie Río de Letras, Territorios Narrados, Plan nacional de lectura y escritura de Colombia (PNLE).

Este trabajo está escrito de forma bilingüe en: Wayuu y Español y acompañado de ilustraciones coloridas, simples e intimistas, que de inmediato acercan al lector a la idiosincrasia de la etnia indígena Wayuu, que se ubica en la península de La Guajira, mostrando sus costumbres, sus casas, sus adornos, en definitiva su cultura, su acción sobre el mundo.

Desde los espiralitos de colores que se pintan las mujeres en su cara; al sol amarillo intenso y los árboles, este personaje, esta niña, nos va llevando de la mano para que conozcamos su lengua y su forma de vida.

Junto a ella se encuentran su mamá, la abuela: una gran narradora de historias, que reúne a la familia para contárselas; sus tíos; amigas, etc. Entre estos personajes se va desarrollando este relato, que resalta la importancia de escucharlos y aprender de lo trasmitido de generación en generación.

Como corolario, hay un glosario que explica la terminología, como por ejemplo wayuunkera: “Muñeca hecha con barro, tiene forma de mujer sentada, de anchas caderas, sin pies y sin manos, en su cara se imitan rostros de animales y es un juego exclusivo de las niñas” (pág. 73)

Si la comunicación es poner en común, compartir, en este caso se comparten las lenguas, los saberes, para crear lazos de unión en el seno social, convivir desde la multiculturalidad y la diversidad lingüística (en Colombia se habla español junto a 68 lenguas nativas); afianzando desde la palabra escrita el conocimiento trasmitido desde la oralidad y generando así, la posibilidad de la interacción. Al mismo tiempo que se estará aprendiendo y difundiendo una lengua nativa.

Los libros de esta colección, distribuidos en las escuelas por el Ministerio de Educación Nacional de Colombia; también son compartidos de modo digital y gratuito y a Guajirita la leí desde:  http://www.colombiaaprende.edu.co/html/micrositios/1752/w3-article-341009.html

Reseña: “El idioma de los pájaros”, de Maximiliano Martín González

Maximiliano Martín incursiona sutilmente en la narrativa de terror

Por: Marisa Avogadro Thomé. Periodista – Escritora

El idioma de los pájaros portadaEl idioma de los pájaros, de Maximiliano Martin González, joven escritor de la provincia de San Juan, Argentina, nos acerca ocho cuentos de diversos temas y el cuento final del mismo, es el que le da el título al trabajo.

Desde la portada, el juego de claroscuros nos va anticipando lo que será una característica de estas historias: la combinación de los opuestos en convivencia: el ser y no ser; la realidad y la ficción. A lo que se le suma, el uso de las descripciones, sobre todo de ambientes y personajes, escritos de manera pormenorizada, situando al lector en un espacio/tiempo diferente, ej: en “La mujer del río”: “Las nubes comenzaron a amontonarse en el cielo, cubriendo las estrellas e incluso la luna. Una fina precipitación comenzó a caer mientras cientos de peces emergían del fondo del río y levitaban alrededor de la mujer”, pág. 22.

En todas estas historias, la frase que les da el título, está al final del cuento, siguiendo con la propuesta de polaridades; por ej: en el primer cuento, El barco, al final se lee: “A la mañana siguiente, una pequeña esfera con un hermoso paisaje me confirmaba que todo lo que había pasado era verdad, que no había sido un sueño. El viaje concluyó y los primeros navegantes comenzaban  a abandonar la embarcación sin prisa. Nunca una llegada a un puerto había sido tan feliz como aquella”, pág. 13.  En este y otros cuentos, el lenguaje referido al mar es recurrente, aunque no se describan paisajes marinos.

En La habitación mercurial, podemos ver reflejado el juego de antítesis: “El tiempo y el espacio se habían deformado: aquel tiempo que alguna vez me pareció lento hoy corría a una velocidad en la que los años duraban minutos; aquel espacio reducido de pronto se había convertido en un inmenso jardín cerrado”, pág. 29.

En “Onírico”, como en los otros, se mantiene relatando la aflicción personal: “Una fotografía en mi bolsillo me demuestra que en verdad has existido. Una fotografía en tu cartera te demuestra que yo existí. Nos devolvemos, nos miramos, nos sonreímos y luego, por la noche, volvemos a soñarnos. Somos el sueño que soñamos, aunque nunca seamos nada”, pág. 40.

Maximiliano Martín incursiona en la narrativa de terror, y aunque estos cuentos no son plenamente del género, en ellos se traslucen atmósferas personales y ambientales complejas, apesadumbradas por momentos. Personajes atribulados por la vida cotidiana, donde el trasfondo psicológico destaca y sin llegar al relato de miedo, deja espacio a lo inusual.

Una vida cotidiana que en movimiento pendular va de las certezas a las incertidumbres; que mezcla la realidad con situaciones irreales; que mantiene la tensión que tienen los propios personajes, en sus vidas oscurecidas por dicha realidad, como la sombra del pájaro de la portada.

El trabajo del autor puede conocerse en  http://maximartingonzalez.blogspot.com

Reseña: “Rocío de mar”, de Jasmín Cacheux

La autora mezcla su habilidad literaria con su origen veracruzano, tierra que mira al mar

Por: Marisa Avogadro Thomé (periodista y escritora argentina)

Portada del poemario

Portada del poemario

Como la ola que rompe en la bahía, llega “Rocío de mar”, recién editado, el poemario de la escritora mexicana Jasmín Cacheux. Proveniente de Xalapa, Veracruz, tierra jarocha; llevan estas letras el dulzor de las frutas tropicales, propia de la geografía de la zona; los colores vívidos, el calor intenso, el azul marino y su marca de sal.

En una recorrida por treinta y tres poemas, agrupados bajo los títulos de: Rocío del mar, Pasa el tren y Ríos circulares, la autora va mostrando como lo hacen las mareas, los momentos álgidos de alegría y tristeza, que recorren la vida de las persona. Acompañan estas poesías, las ilustraciones de Sheila Rocha, artista visual, de  Cuernavaca, Morelos, México.

En la primera parte de Rocío de mar encontramos títulos como: Mujer, Silencio, En el espejo, El muelle. En la segunda: De hojalata, No es este puerto y en la tercera: El punto final, Fragata; para citar algunos. Con una mezcla de poesía intimista, impregnada de sabor del mar llega Tu cuerpo: Viene de mí, de mis pasos/ playa de ti sed hallada/ausente de otros lazos/.Belleza torna tu nombre/nítida sal en mi hambre (pág. 15).

Sin lugar a dudas, estas poesías mezclan la habilidad literaria de la autora con su origen veracruzano, tierra que mira al mar. Un mar que habla, reclama, da y a veces quita, como los poemas presentados.

Jugando con las letras para expresar sensaciones, con la información que brindan todos los sentidos, los versos se hacen presentes en diferentes poesías, ej La boca de luna: En tu voz lluvia, rocío de mar;/en tu voz exacta, tibia, pronta/la caricia del alba (pág. 20).

Para finalizar, traemos la poesía “Fragata”, que en la tercera parte del libro, se anuncia al amanecer, con metáforas, antítesis, para brindar cuerpo y esencia:

Fragata

A  Reneé Castro y Aldo Robledo

 

Tan sólo el sol que abre la mañana

con el canto de sirenas para sordos

puede mudar las hojas y claros en el vientre.

Y luego el mar que llega sin ojos

hasta la orilla del tiempo acaecido,

hasta encontrar todo de nuevo, presente.

Tan sólo yo que abro los brazos

sin la gentil marea hasta el torrente.

Y luego amar como un vestido de flores

y el día domingo y la plaza y las palomas.

Tan sólo el sol que abre la ventana,

se filtra por la puerta, no espera.

Tan sólo yo, fragata en mar abierto

vuelo en el mar al amar ya sin puerto.

Para conocer a Jasmín Cacheux, poeta, dramaturga, ensayista y docente mexicana; se puede visitar su sitio electrónico: www.jasmincacheux.com

Reseña: “Mariposas y Fantasmas”, de Marta de Arévalo

La poesía de la escritora uruguaya Marta de Arévalo

Por: Marisa Avogadro Thomé

Portada del poemario

Portada del poemario

Con la sutileza del revoloteo del ala de una mariposa, las palabras de Marta de Arévalo, escritora uruguaya, autora de más de 23 libros de poesías, nos llevan a conocer una casa, sus habitantes y sus momentos de luces y sombras.

Desde el inicio, como una puerta de entrada a la vida misma, la autora nos dice: Hubo en la casa una cuna / y en la cuna una mujer / sobre el rugido del mundo / levantaba alta la fe. Palabras que irán definiendo, a través de una treintena de poemas, los haceres de una mujer  a través del tiempo, de la luz, donde todavía ni se perfilan los fantasmas: Era un sueño y/sobre ella / el cielo tendería sus navíos / como salmos o banderas (pág.7). Sólo se está imaginando esa vivienda que albergará: alegrías, tristezas, momentos compartidos entre sus habitantes.

Con una prosa cuidada, intimista, profunda, Mariposas y Fantasmas abre las puertas de las habitaciones del alma y del cuerpo, la de las vivencias cotidianas: Airosa y blanca / en un círculo de ensueño / nuestra/ y carismática (pág.15).

La magia y la creatividad de la autora nos permite desde las palabras, ir imaginando una casa que toma entidad propia, que emerge de los sueños, esperanzas y temores de sus habitantes y donde página tras página, se establecen los paralelismos entre la mujer que habita y la misma casa: Refugio – entraña donde habito / para ser yo misma y no desconocida. / Tanto he forjado en sus rincones (pag.-17).

Y luego, aparecen los capítulos de los  Habitantes, los hijos, donde el lenguaje siempre claro, los adjetivos sutiles y la experticia de esta escritora uruguaya, crean una atmósfera de encantamiento y ternura para referirse a ellos. Se conjugan las metáforas, las  comparaciones y la mitología. Con profundidad, se sumerge en el mundo interior, bucea los recónditos espacios que pueden ser visitados tanto por mariposas como por fantasmas. En un juego de presencias y ausencias; de luces y sombras, los opuestos conviven, como en la vida diaria.

Retornamos luego a la Casa II, donde sigilosamente, como si hubieran sigo testigos silenciosos esperando el momento para aparecer, los espectros se van haciendo sentir; hasta llegar a instalarse en su vida: Se alejaron mariposas amarillas / aleteando pavoridas en bandadas / en un aire oscurecido de silencios / entre amargos / insensatos desencuentros (pág. 35)

Posteriormente, en Habitantes II, se da el recuerdo y la partida de la abuela y un tejido de vivencias en torno a esa figura y las remembranzas.

Para concluir, como lo hace el  libro, encontramos su poesía: La casa, que resume la obra: en esa vivienda habitan mariposas, momentos transparentes, alegres y también están presentes los fantasmas de las situaciones vividas, las decisiones tomadas, que conviven en el día a día, siendo la compañía de su habitante, una mujer, que convive con sus Mariposas y Fantasmas.

La casa

Aún llegan mariposas

Oscuras y diáfanas

Y moran los espectros

en bandadas.

Igual a sí misma

blanca y carismática

trastornando un tiempo

que nunca pasa

con la antigua memoria de los días

-donde una mujer sueña

Desfallece y canta –

cautiva de sus sombras y sus luces

en soledad hospitalaria

la casa aguarda.

Se puede conocer más de la obra de Marta de Arévalo en http://www.elblogdemartadearevalo.blogspot.com.ar/