Archivo del sitio

Rainv disfruta contando historias de gente normal en sus cómics eróticos

Dibujo de la autora

Dibujo de la autora

Rainv supo desde pequeña que se dedicaría al cómic, ahora incluso preside asociaciones para divulgar el cómic

Para quien no la conocen, ¿quién es @rociorainv?
Una dibujante novel con muchas ganas de contar historias, apasionada por el cómic y amante de dibujar personas que se salen del canon.

¿Cómo definiría su estilo?
Es una mezcla curiosa, entre cartoon, europeo y una pizca del manga que tanto me influenció de adolescente. ¡Es un señor batiburrillo que dice mi madre!

¿Cuándo te diste cuenta qué tu futuro estaba en el mundo del cómic?
Siempre me apasionaba contar historias, pero recuerdo perfectamente que me fijé la idea de ser dibujante de comics a los 12 años, cuando empecé a ir a clases de dibujo en mi pueblo y conocí a la mejor profesora que puede tener un chico o chica de esa edad: Mi querida Carme, una mujer que parecía que inyectaba ilusión y pasión en vena y cuyo amor por los lápices sigue hoy en día en mi.

¿Y como llegó al cómic erótico?
Pues por una mezcla de curiosidad, casualidad y ganas de romper el maldito tópico de que los cómics eróticos no cuentan nada. Tenía ganas de explicar historias a través del sexo, usándolo como herramienta y no como excusa para dibujar marranadas

Seguramente es un tópico pensar que el mundo del cómic está ocupado por hombres. Más aún el del cómic erótico. ¿Cómo se ve desde dentro?
Bueno… los tópicos están porqué algo tienen de verdad. Si bien el mundo del cómic durante muchísimos años ha sido un campo de nab… esto, un terreno de hombres, las mujeres han luchado y estamos luchando por equilibrar la balanza y con bastante esfuerzo. Lo ”divertido” es que desde hace muchísimos años ha habido grandes mujeres dibujantes de cómic erótico como Laura Pérez Vernetti, Maria Vilar (Violeta) o la espectacular Giovanna Cassotto, tres grandes que llevan muchos años trabajando y abrieron la puerta de los prejuicios a muchos y muchas y aun así, para alguien como yo fueron mucho más complicadas de encontrar que una infinidad de autores hombres…
Lee el resto de esta entrada

Anuncios